Siguiendo el ejemplo de amor que Dios Elohim da sin costo a través de la Pascua, los miembros de la Iglesia de Dios ponen la felicidad de su prójimo antes que la suya, y practican dar amor.
Con el infinito amor de Dios en sus corazones, los miembros de la Iglesia de Dios continuarán practicando este amor hacia los siete mil millones de personas del mundo.